Genitourinario, mujer, fertilidad y embarazo

Nutrición en la menopausia

Nutrición en la menopausia 1920 1280 Richard Vera

Durante la menopausia es fundamental prestar especial atención tanto a la nutrición como al ejercicio físico.

La menopausia es una etapa en la vida de la mujer en la que se dan múltiples cambios metabólicos. La causa principal de estos cambios es la disminución de los niveles de estrógenos en el organismo. Además, esta alteración puede producir multitud de síntomas (por ejemplo, sofocos, tristeza, osteoporosis, aumento de peso, etc.).

Una alimentación adecuada es imprescindible para minimizar dichos síntomas. Por lo tanto, la salud en la menopausia pasa por darle importancia a la prevención. Es decir, consiste en vigilar la alimentación, mantenerse en forma, prevenir la obesidad, reducir los factores de riesgo de enfermedades cardiovasculares y osteoporosis principalmente.

Recomendaciones nutricionales

Las recomendaciones nutricionales más interesantes durante esta etapa serían:

  1. Aumentar la ingesta de alimentos de origen vegetal. Sobre todo verduras y hortalizas. Tres raciones de verdura (al menos una de ellas cruda) y dos de fruta serían lo ideal. Su aporte en vitaminas, minerales, fibra y fitoquímicos contribuye a mantener un buen estado nutritivo.
  2. Moderar el consumo de proteínas de origen animal. Moderar carne, pescado, huevos, y potenciar la proteína de origen vegetal (legumbres, cereales, frutos secos). Aunque el consumo de pescado, sobre todo azul, es preferible al de carne. Esto se debe a su contenido en ácidos grasos esenciales (omega 3).
  3. Aumentar la ingesta de alimentos ricos en calcio. Verduras de hoja verde (brócoli, espinacas, acelgas, judías verdes, etc.), frutos secos, semillas (sésamo, calabaza, etc.), cereales integrales y pescado pequeño con espina (sardinillas, etc.), lácteos bajos en grasa. Por otro lado, lo ideal sería combinar estos alimentos con otros ricos en vitamina D (pescado azul, huevos, etc.) y alimentos ricos en vitamina C (cítricos, pimientos, berros, etc.).
  4. Reducir el consumo de grasas saturadas. Evitar embutidos, carnes grasas, mantequilla, leche entera, bollería, etc.
  5. Potenciar el consumo de aceite de oliva y frutos secos (con moderación). Constituyen una fuente de grasa insaturada rica en vitamina E (antioxidante).
  6. Aumentar el consumo de alimentos derivados de la soja (con precaución). Soja, bebida de soja, tofu, etc. Esta pauta sería interesante por su posible relación con la reducción de los síntomas vasomotores (sofocos, sudoración) propios de la menopausia.
  7. Moderar el consumo de sal. Una dieta rica en sal dificulta la absorción del calcio. Por lo tanto, una dieta pobre en sal puede prevenir la osteoporosis.
  8. Evitar las bebidas con cafeína, bebidas azucaradas, bebidas con gas y las bebidas alcohólicas.

En conclusión

Es imprescindible, tanto en esta etapa de la vida como en otras igualmente importantes, llevar siempre un estilo de vida saludable. Prestando sobre todo especial atención a nuestra alimentación y a la actividad física que realizamos.

Si necesitas consultar con un especialista para mejorar tu salud, haz clic aquí.

¿Quieres ver más artículos?

Síguenos en nuestras redes sociales:

Facebook

Instagram

Youtube

Twitter

Fuente:

https://www.womens.es/recomendaciones-nutricionales-la-menopausia/

Síndrome de Ovario Poliquístico

Síndrome de Ovario Poliquístico 1600 1067 Centro Obefis

¿Eres una chica adolescente diagnosticada con el síndrome del ovario poliquístico?

Este síndrome se asocia a la resistencia a la insulina. Si reduces los niveles de glucosa en la sangre mejorarás mucho en los síntomas. Reduciendo el consumo de hidratos de carbono, sobre todo refinados como la bollería, pan blanco, pasta, etc., mejorará la sintomatología al reducir la producción de insulina.

Si padeces este síndrome y quieres asesoramiento sobre tu alimentación con un experto haz clic aquí.

¿Cómo puede afectar una mala alimentación a la fertilidad?

¿Cómo puede afectar una mala alimentación a la fertilidad? 1707 2560 Centro Obefis

Comer mal perjudica a la salud de forma generalizada y de forma más específica, como hemos contado en anteriores artículos. Pero, ¿puede afectar negativamente a la fertilidad?

En la actualidad, los niveles de fertilidad se han reducido. En concreto, los últimos estudios estiman que en los países desarrollados un 15-20 % de las parejas tienen dificultades para lograr el embarazo tras un año de intentarlo. Las causas son variadas, desde la edad para concebir, que ha aumentado en los últimos años, hasta el estilo de vida. Dentro de este último apartado, la alimentación es un factor importante a tener en cuenta.

Está demostrado que una correcta alimentación por parte de los dos miembros de la pareja y tener unos hábitos saludables como la práctica de deporte y la reducción o eliminación del consumo de alcohol y tabaco, es beneficioso para la fertilidad.

En este sentido, la recomendación es dar prioridad a las verduras, las frutas, el pescado y otros alimentos no procesados, como los que te comentamos a continuación.

El consumo de verduras, frutas y pescado se ha relacionado con beneficios para la fertilidad y para la salud en general. Conviene tener en cuenta los siguientes nutrientes:

Folatos: el ácido fólico está relacionado con beneficios en la etapa de preconcepción. Una investigación ha demostrado que las mujeres que tomaron 400 microgramos de ácido fólico al día durante 3 meses tenían un 26 % más de posibilidades de quedarse embarazadas que las que no lo hicieron, que tenían un 10 %. No obstante, antes de tomar suplementos, lo ideal es consultar con un médico.
Además, hay que tener en cuenta que esta vitamina es esencial para prevenir problemas congénitos graves del tubo neural y que el cierre de este ocurre entre los días 22 y 28, momento en el que muchas mujeres aún no saben que están embarazadas. Por lo tanto, es recomendable tomar folatos por lo menos 3 meses antes del embarazo para que la madre tenga los niveles adecuados.
Grasas saludables: las grasas poliinsaturadas, tales como el omega 3, se han relacionado con una mejora de la fertilidad tanto en hombres como en mujeres. El aceite de oliva virgen extra (mejor en crudo), los pescados, el marisco y los moluscos.

Alimentos que empeoran la fertilidad.

Ultraprocesados azucarados: el consumo excesivo a través de bebidas azucaradas y otros alimentos ultraprocesados como la bollería o las galletas, se ha relacionado con un descenso de la fertilidad en la mujer, así como la calidad del semen del hombre. Lo mejor es reducir su consumo tanto para esto como para la salud en general. La recomendación de la OMS (Organización Mundial de la Salud) es reducir el consumo de azúcar al 5 % de la ingesta calórica diaria, es decir, unos 25 g. Lo ideal sería obtener el azúcar a través de la fruta y no de alimentos ultraprocesados, que además de esto incluyen otros ingredientes poco recomendables para la salud como las harinas refinadas, los aceites de mala calidad y otros aditivos.
Alimentos ricos en grasas saturadas: su consumo excesivo no es recomendables para la salud en general, pero además, se ha relacionado con un descenso de la calidad del esperma. Esta grasa se encuentra en los embutidos, el beicon, los quesos y las carnes muy grasas. Lo ideal es elegir carnes magras como el pollo, el conejo y el pavo, y reducir el consumo de cerdo, ternera o cordero.
Carne roja: a pesar de que es rica en hierro, lo cual es esencial para la concepción, el consumo excesivo de carne roja se ha relacionado con un descenso de la fertilidad. Lo más recomendable es evitar las carnes procesadas como los embutidos o las salchichas, no abusar de la carne roja y priorizar otros alimentos que contengan hierro como los berberechos. Si además se acompañan con alimentos ricos en vitamina C (brócoli, kiwi, pimientos, naranja…) su absorción será mayor.

Información recopilada

¿Quieres ver más artículos?

Síguenos en nuestras redes sociales

Facebook

Instagram

Youtube

Twitter

La nueva prueba de DHA podría ayudar a más madres a llevar a los bebés a término completo

La nueva prueba de DHA podría ayudar a más madres a llevar a los bebés a término completo 2560 1709 Centro Obefis

Test omega-3

OmegaQuant ha lanzado una nueva prueba dirigida a disminuir el riesgo de partos prematuros al proporcionar a las futuras madres información sobre sus niveles de DHA en la sangre.

«Contenido protegido por derechos de autor».

(CLIC AQUÍ PARA MÁS INFORMACIÓN)

El consumo de patatas antes del embarazo puede provocar el desarrollo de Diabetes Gestacional

El consumo de patatas antes del embarazo puede provocar el desarrollo de Diabetes Gestacional 480 314 Centro Obefis

El consumo de patatas antes del embarazo puede provocar el desarrollo de Diabetes Gestacional 

Hoy os presentamos un estudio publicado en la prestigiosa revista British Medical Journal, el 12 de enero de 2016. La respuesta que se esperaba de este estudio era saber la relación entre la ingesta de patatas antes del embarazo y el riesgo de desarrollar diabetes gestacional.

leer más

Cistitis

Cistitis 1440 1421 Centro Obefis

Aumente:

  • Agua y otros líquidos, por lo menos 2 o 3 litros al día.
  • Zumo de arándanos rojos concentrado.
  • Fitoterapia: Gayuba, Brezo y Ortosifón tienen acción antiséptica de tracto urinario y acción antiinflamatoria de las vías urinarias.

Reduzca:

  • Picante.
  • Té, café y bebidas gaseosas.

Miles de mujeres y algunos hombres sufren cistitis. Esta dolorosa infección de la vejiga hace que el individuo sienta frecuentemente la necesidad de orinar, sin embargo, cuando lo intenta, solo lo hace en pequeñas cantidades; además la micción va acompañada de ardor.

Solicitud de cita



    No es fácil conseguir lo que has venido buscando, pero por algo se empieza.

      Centro de adelgazamiento en Madrid

      Centro Obefis S. L., centro de adelgazamiento en Madrid con más de 30 años de experiencia en su especialidad. Ubicados en 4 localidades diferentes, contamos con más de 12.000 casos de éxito de adelgazamiento y mantenimiento.

      ×

      Powered by WhatsApp Chat

      × ¿Cómo puedo ayudarte?